porque los misteriosos caminos de la evolución tienen sus causas, consecuencias y víctimas

19.4.16

Prueba de embarazo para dinosaurias

Hoy en día es relativamente fácil saber si una mujer está embarazada. ¿Pero para un fósil de tiranosaurio de 68 millones de años de antigüedad?

Cuando pensamos en fósiles de dinosaurio casi nunca imaginamos la cantidad de información que pueden tener. Esos huesos que se convirtieron en piedra son casi todo lo que tenemos para reconstruir a esos grandes animales que se extinguieron hace 65 millones de años. Excepto, claro, por las aves.

Las aves son los parientes más cercanos de los dinosaurios. De hecho, es correcto decir que las aves son dinosaurios, y los dinosaurios son dinosaurios no aviales. Las aves hembra de hoy en día, así como las de hace millones de años, cuando están embarazadas desarrollan un tejido especial llamado hueso medular dentro de los huesos de sus extremidades. Este tejido es como un depósito especializado de calcio que les ayuda a formar el cascarón de los huevos.

El hueso medular tiene una estructura celular particular que puede servir como prueba de embarazo para aves. Para todas las aves, incluso las extintas, como los dinosaurios.

A partir del análisis del fósil de un muslo de T. rex se comprobó que efectivamente ese tiranosaurio en particular era una tiranosauria, y que estaba embarazada en el momento de su muerte. Esto no nada más nos sirve para ponerle sexo a ese fósil en particular, sino que abre la posibilidad de que más dinosaurios sean reconocidos como hembras y que por lo tanto sepamos más sobre sus vidas (por ejemplo, ¿habrán bailado como lo hacen muchos pájaros durante el cortejo?).


De manera mucho más sutil este descubrimiento nos habla también de que los fósiles no son burdas piedras con forma de lo que alguna vez fue un ser vivo: tienen detalles a nivel molecular que pueden incluso cambiar una O por una A en dinosauria.

*Publicado originalmente en http://www.revistamoi.com/columnas/prueba-de-embarazo-para-dinosaurias/

No hay comentarios:

Publicar un comentario